La elección católica de inversiones ayuda a las instituciones católicas a evitar beneficiarse de actividades empresariales que violen las enseñanzas católicas.

CBIS reconoce las preocupaciones prioritarias de las instituciones católicas y aplica un conocimiento detallado de la teología moral católica para identificar productos y actividades que hacen que las empresas sean excluidas de las carteras de inversión.

Revisamos en profundidad las actividades de las empresas para determinar si son aptas para los inversores católicos. Nuestra evaluación aprovecha un enfoque de abajo arriba – nuestro equipo utiliza investigación propia y de terceros que abarca todos los mercados mundiales para monitorizar los productos y los servicios de las empresas de manera continuada.